Normal view MARC view ISBD view

La reforma en los derechos de propiedad e integración agrícola: el caso de México Comercio e integración en las Américas

By: Escalante, R | IICA, San José (Costa Rica) | Universidad de Costa Rica, San José (Costa Rica) | BID, Washington, D.C. (EUA) | INTAL, Buenos Aires (Argentina) | Coloquio Académico de las Américas San José (Costa Rica) Mar 1998.
Material type: ArticleArticlePublisher: San José (Costa Rica) AGROAMERICA 2000Description: p. 35-37.ISBN: 92-9039-441-2.Subject(s): MEXICO | DERECHOS DE PROPIEDAD | NAFTA | INTEGRACION | | | | | MEXIQUE | DROIT DE PROPRIETE | ALENA | INTEGRATIONSummary: La agricultura mexicana constituye uno de los muchos ejemplos en América Latina, de una agricultura bimodal engendrada con la reforma agraria de los años 40. Esto a pesar de la amplia distribución de los recursos productivos, y de las políticas de subsidios, que, como se ha documentado ampliamente, no lograron incorporar adecuadamente a los beneficiados a los procesos productivos. Al abrirse los mercados, un proceso que México inicia de manera unilateral, y en el caso de la agricultura a partir de 1986, la condición de ese tipo de productores, campesinos ejidales, era difícil. Una consideración importante fue de que una de las restricciones estructurales más serias que había que remover era la incorporación de la propiedad agraria ejidal a los mercados de tierras, de tal suerte que removiera problemas como el minifundio, la baja capitalización de este tipo de unidades productivas, el atraso tecnológico que como se mencionó, a pesar de las bondades de las políticas estatales ensayadas en México a lo largo de 40 años no habían logrado superar. (MV)
Item type Current location Collection Call number Status Date due Barcode
Serie Serie Sede Central
Colección IICA IICA-E71 67 (Browse shelf) Available BVE2692610809

La agricultura mexicana constituye uno de los muchos ejemplos en América Latina, de una agricultura bimodal engendrada con la reforma agraria de los años 40. Esto a pesar de la amplia distribución de los recursos productivos, y de las políticas de subsidios, que, como se ha documentado ampliamente, no lograron incorporar adecuadamente a los beneficiados a los procesos productivos. Al abrirse los mercados, un proceso que México inicia de manera unilateral, y en el caso de la agricultura a partir de 1986, la condición de ese tipo de productores, campesinos ejidales, era difícil. Una consideración importante fue de que una de las restricciones estructurales más serias que había que remover era la incorporación de la propiedad agraria ejidal a los mercados de tierras, de tal suerte que removiera problemas como el minifundio, la baja capitalización de este tipo de unidades productivas, el atraso tecnológico que como se mencionó, a pesar de las bondades de las políticas estatales ensayadas en México a lo largo de 40 años no habían logrado superar. (MV)

There are no comments for this item.

Log in to your account to post a comment.